Ensayos sobre literatura y cultura

La ironía en la literatura…

La ironía es un concepto polisémico, de amplias fronteras y de un comportamiento discursivo muy diverso.  Del griego eironeía (disimulación). Ironizar significa en principio dar a entender lo contrario de lo que se quiere decir, pero es mucho más que eso. La ironía consiste en decir en tono de burla todo lo contrario de lo que expresa la letra, dejando siempre comprender a quien lee o escucha el verdadero sentido de las palabras. Como tal aparece en la literatura filosófica a partir de los Diálogos de Platón. Sócrates es el padre de la filosofía y  es también el inventor de la ironía. Sin embargo, en él, la ironía no es afán de destrucción, sino la más acerada, implacable, directa y apasionada voluntad de verdad. Y esta  verdad, es inherente a la ironía en general, pues de otro modo se confundiría con actitudes puramente negativas, como la burla, el sarcasmo, el choteo o el relajo.

La ironía es una “negación”, pero también una afirmación constructiva, pues en su búsqueda de la verdad nos aporta una liberación, al ponerse a distancia de una mera apariencia para orientar adecuadamente la persecución de la verdad. En la ironía se trasciende un obstáculo hacia la verdad mediante dos etapas: (a) la aceptación de la propia ignorancia y (b) la relación absoluta con la verdad al hacerse responsable de ella. Así pues, la ironía socratiana se funda en una suprema seriedad, ya que la seriedad es la vocación y la entrega incondicionadas a un valor. La figura del filósofo nos muestra al ironista como un hombre esencialmente avocado a la verdad. El ironista le quita peso a la apariencia para echar sobre su espalda el del valor auténtico.

La acción liberadora de la ironía se realiza sobre el trasfondo de la seriedad y de la responsabilidad. La ironía es, en último análisis, una negatividad que, por entrañar un compromiso absoluto con el valor es capaz de fundar una comunidad, de abrir una perspectiva de comunicación de unos hombres con otros en una obra constructiva: la investigación y el establecimiento de la verdad. No excluye la seriedad, puesto que ironía y seriedad aparecen como actitudes correlativas en el interior de la libertad y la responsabilidad. Finalmente, la ironía es una liberación que funda una libertad para el valor.

Así vemos como desde tiempos muy antiguos la ironía ha servido para desvirtuar la historia, señalando y denunciando a través de la literatura los males de una sociedad. Como ejemplo de ello debo mencionar El lazarillo, una obra anónima impregnada de voces irónicas que develan la situación en España en determinado momento histórico. La voz de Lázaro se revela ante una variedad de situaciones  a las que el pobre niño se enfrenta desde el momento en que su madre le regala a un ciego para que no pase hambre. Así vemos como el niño se va “arrimando a los buenos”. que son bien malos y crueles. Por otro lado esta la poesía  que se escribe en el siglo de oro,  La Celestina, El  poema del Mío Cid  así como   El Quijote  también está plagado de ironía. Luego en los años finales después de la Guerra Civil española Carmen Laforet  escribe su novela Nada que más ironía no puede haber en esa novela y que decir que las novelas de Benito Pérez Galdós como las novelas de Torquemada, Fortunata y Jacinta entre otras . Todas ellas nos refieren  a la ironía de una forma u otra. Y que decir de la poesía. Desde el siglo XVI Góngora, Quevedo y Lope de Vega se insultan unos a otros sacándose los trapos sucios . Se valen de la ironía para burlarse y expresar la cólera que sentían unos hacia otros. Puedo decir que la ironía no se queda en España sino que se extiende a Hispanoamérica con los poetas del modernismo . Esto lo apreciamos en Rubén Darío, el cual es burlado por sus contemporáneos por el uso de la ironía, con el “tuércele el cuello al cisne”. luego vendrán las Vanguardias Latinoamericanas con su referente distinto al modernismo. Estos se burlan de los ripios de la poesía modernista decadente, utilizando ironía.

El feminismo por su parte se vale de la ironía para transgredir el espacio paternalista del machismo en Hispanoamérica en algunas mujeres poetas y ensayistas como Ana Istarú poeta salvadoreña, Rosario Ferré , poeta y ensayista puertorriqueña  quien se revela contra la sociedad patriarcal en su poemario La garza desangrada donde se burla y  desconstruye la figura paternalista en la sociedad actual. Así ensayistas como Ángeles Mastreta entre otras, defiende su posición de mujer en la sociedad mexicana valiéndose de la ironía.

Doris Melo

Anuncios

2 respuestas a Ensayos sobre literatura y cultura

  1. Carlos Oyague Pásara dijo:

    Excelente artículo. La ironía que busca la verdad en el reflejo de un espejo mágico, que, al deformarla la convierte en una ambición para el que pretende encontrar su verdadera dimensión.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s